Esta semana se conmemoró el Día del Donante Voluntario de Sangre, y para transmitir a la sociedad la importancia de esta acción solidaria tan importante, el Diario de Nelson recibió a “Malicha”, Maria Elisa Seara de Benitez (88), destacada dama correntina y una de las primeras donantes voluntarias del Banco de Sangre de la ciudad.

“No se cuanta sangre doné en mi vida. La primera vez fue cuando tenía 20 años. Antes, cuando no había banco de sangre, los hospitales tenían una lista con los donantes, y cuando había una necesidad nos llamaban, porque no había forma de conservarla”, relató la venerable anciana.

“Donar sangre es dar vida. Una se siente más viva cuando lo hace. Cada vez que di sangre, me rejuvenecí espiritualmente, y por eso, a pesar de mi edad, tengo tanta energía”, aseguró Malicha.

“Hay que perder el miedo. Donar sangre es dar salud, dar vida. Si cada uno fuera a donar una vez en su vida, el banco de sangre estaría lleno”, reflexionó finalmente.